México 3er lugar entre los países donde es mejor ir a vivir

México 3er lugar entre los países donde es mejor ir a vivir

16:14 hrs. - Desde hace treinta años, la revista International Living recopila una lista de los países en los que se vive mejor tras emprender el camino de la jubilación. Según Vittorio Sabadin, periodista del diario italiano La Stampa, se trata de «un ranking en el que debemos creer, porque se elabora a partir de experiencias directas». En la edición de 2021 el primero en la clasificación es nuevamente Costa Rica, México ocupó el tercer lugar e Italia es 19ª.

Global Retirement Index

En cuanto a la tierra de los aztecas y los mayas, el resultado no sorprende: México es ya el refugio favorito para los jubilados de sus vecinos norteamericanos. Más de un millón de estadounidenses y medio millón de canadienses viven allí a tiempo completo o parte del año —a menudo en invierno, para escapar del frío— lo que convierte a este país latinoamericano en uno de los destinos de expatriados más populares, si no el más popular, del mundo.

Y esto hace que la transición a una nueva vida en México sea mucho más fácil. La gran comunidad de expatriados es muy acogedora con los recién llegados y no hay escasez de actividades, clubes, eventos, happy hours y más. Es fácil conocer personas nuevas y hacer amigos. Para los estadounidenses —debido a su proximidad y vínculos comerciales y culturales con el “vecino del norte”— resulta familiar gran parte de lo que se encuentra en los estantes de las tiendas, en los platos de los restaurantes, en la televisión y en otros lugares. El país, además, cuenta con comodidades como una red de autopistas en buen estado, servicio de telefonía celular, Internet de alta velocidad con fibra óptica, televisión por cable, satélite, etc.

Pero al mismo tiempo, las peculiaridades que identifican a la cultura mexicana están muy vivas en las tradiciones, celebraciones y fiestas durante todo el año. La población local se caracteriza por la alegría de vivir, un trato acogedor hacia los recién llegados y una actitud de “vive y deja vivir”.

La gastronomia tiene tantas variedades como las distintas regiones del país. No se trata solo de tacos, aunque todos son deliciosos y, sobre todo, en la enorme mayoría de los casos no corresponde a la imagen cada vez más difundida internacionalmente basada en la cocina tex-mex. Hay ceviche y otros mariscos en las costas, cochinita pibil de cerdo en Yucatán, chiles en nogada en septiembre, crepas y quesadillas de huitlacoche, tortas y carnitas en los puestos callejeros y “esquite”: maíz asado untado con mayonesa y queso y espolvoreado con chile piquín en polvo. Y esta es solo una pequeñísima muestra de la auténtica, sofisticada y deliciosa cocina mexicana.

Pero quienes se mudan a México son atraídos también por una multitud de otros beneficios.

En muchos casos, una pareja de jubilados puede vivir bien en México con una fracción de lo que gastaría en su país de origen. El costo de la vida, por supuesto, depende mucho de los hábitos específicos de las personas y de su estilo de vida, pero en promedio es posible gastar menos de 2,500 dólares mensuales por pareja y tener una vida llena de diversión, sin necesidad de escatimar. Esto es factible debido a la disponibilidad de propiedades inmobiliarias a costos contenidos (en alquiler y venta), comida asequible en los supermercados, mercados y restaurantes, transporte barato, atención médica a precios razonables, opciones de entretenimiento gratuitas y más.

Es relativamente fácil obtener un permiso de residencia para quienes son económicamente solventes. El proceso de solicitud y aprobación es simple, la mayoría se lleva acabo en línea y la residencia permanente (por períodos de más de 4 años) se puede obtener en unos pocos meses. Comienza con una primera cita en la embajada o consulado mexicano en el país de origen. La documentación requerida debe poder demostrar ciudadanía, estado civil (si presenta la solicitud con un cónyuge) e ingresos. El proceso finaliza en la oficina del Instituto Nacional de Migración más cercana a la nueva residencia en México.

Uno de los principales beneficios para las personas en edad de jubilación en México es la disponibilidad de atención médica. En uno de los sistemas de salud administrados por el gobierno, el INSABI, la atención es gratuita para ciudadanos mexicanos y extranjeros con residencia temporal y permanente. También hay otro programa gubernamental, administrado por el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), que brinda cobertura (pero excluye enfermedades preexistentes) por 625 dólares estadounidenses por persona por año. Los inconvenientes de los servicios de salud ofrecidos por el Estado están relacionados con largos periodos de espera y con instalaciones frecuentemente en malas condiciones.

Además, hay médicos privados (de todas las especialidades), así como clínicas y hospitales del más alto nivel con modernos equipos en todo el país. Es posible pagar en efectivo o utilizar un seguro local o internacional.

Debido a que México es tan grande (aproximadamente siete veces el tamaño de Italia), tiene una gran diversidad de climas, paisajes y estilos de vida. Se puede estar en una gran ciudad de clase mundial, un pueblo rural, un pueblo colonial, un moderno hotel gran turismo de playa, en lo alto de las montañas y en medio de la selva. Se puede disfrutar del calor, la humedad y la brisa del mar en la costa, de climas templados en las zonas coloniales, del calor seco de Los Cabos o del clima “perfecto” de Baja California.

Con tantos lugares para elegir, México realmente tiene algo para todos.