México entre los pocos países cuyo congreso se acerca a la igualdad de género

19:51 hrs. – La primacía islandesa de un parlamento con más mujeres que hombres duró solo unas pocas horas. Habría sido la primera vez en Europa. El conteo inicial indicaba 33 mujeres en los 63 escaños disponibles en el Althingi, la asamblea unicameral de Islandia: el 52%.

Pero ese no será el caso. Después de la verificación en uno de los seis distritos de la isla, se supo que tres asientos fueron reasignados a hombres.

Por lo tanto, la posibilidad de que un país europeo exprese un parlamento con mayoría femenina volvió a desvanecer.

Sin embargo, Islandia se coloca junto a Suecia como el par de naciones del viejo continente con mayor representación rosa en el congreso: 47%.

Italia está lejos de estas cifras, con solo el 36.06% de los elegidos a la Cámara y el 35.11% en el Senado.

Otros cuatro países del mundo tienen actualmente parlamentos en los que las mujeres ocupan al menos la mitad de los escaños, según la Unión Interparlamentaria: Ruanda con 61%, Cuba con 53%, Nicaragua 51%, Emiratos Árabes Unidos con 50%.

México está muy cerca de esta meta, con un 49,85%. Para combatir la aún fuerte aversión a la igualdad de género, el país latinoamericano ha establecido cuotas legales de representación femenina en su congreso, pero en otros contextos el camino a recorrer es aún largo: solo el 22% de los alcaldes del país son mujeres y entre los titulares de las secretarías de Estado federales del actual gobierno el porcentaje es inferior al 37%.

Islandia ha sido durante mucho tiempo pionera en los derechos de la mujer y encabeza la clasificación del Foro Económico Mundial de los países más igualitarios. Ofrece la misma licencia parental a hombres y mujeres y su primera ley de igualdad de remuneración se remonta a 1961. Desde 2018 ha aprobado una ley pionera que exige que los empleadores demuestren que no discriminan por motivos de género en las remuneraciones.