Sistemas de pensiones: Italia insostenible, México mejora

Sistemas de pensiones: Italia insostenible, México mejora

11:02 hrs. - La consultora estadounidense de recursos humanos Mercer y el CFA Institute —una organización profesional global sin fines de lucro que brinda educación financiera— publicaron el 14° Índice Anual de Pensiones, el Mercer CFA Institute Global Pension Index (MCGPI).

También este año el sistema de seguridad social de Islandia ocupa el primer lugar, seguido por los Países Bajos (2º) y Dinamarca (3º).

El MCGPI es un estudio detallado de 44 esquemas a nivel mundial que cubren el 65% de la población mundial y compara los sistemas de seguridad social en todo el mundo, destacando las fallas en cada sistema y sugiriendo posibles áreas de reforma que garantizarían una jubilación más adecuada y sostenible.

Con el abandono paulatino del modelo de pensiones basadas en el salario, son los trabajadores quienes tienen que asumir los riesgos y oportunidades antes y después de la edad de jubilación. A diferencia del modelo retributivo, que prevé el pago de una pensión periódica proporcional a la remuneración percibida durante la actividad productiva, el sistema contributivo crea una correlación entre las aportaciones acumuladas y lo que se percibirá una vez jubilado, combinando la pensión con una renta vitalicia.

Las estadísticas correspondientes a 2019 publicadas recientemente por la Organización Mundial de la Salud (OMS) indican que solo entre 2000 y 2016 la esperanza de vida al nacer de la población del planeta aumentó en 5.5 años, pasando de 66.5 a 72 años. Además, se espera que el porcentaje de la población mundial de 65 años o más aumente del 9.7% en 2022 al 16.4% en 2050. Esta situación —junto con la mayor volatilidad del crecimiento económico y, en consecuencia, de los ingresos fiscales— está obligando a muchos gobiernos estudiar la reducción de la cobertura de seguridad social para asegurar la sostenibilidad financiera de sus países en el largo plazo.

Como resultado, muchas personas, una vez finalizada la etapa productiva de su vida, ya no podrán contar con un apoyo económico significativo por parte del Estado y/o del empleador. Por lo tanto, es fundamental que los ciudadanos tomen las decisiones financieras más adecuadas de cara a la jubilación, con el fin de maximizar el valor de las aportaciones devengadas.

Así como la diversificación es un elemento fundamental de cualquier plan de inversión, las personas deben buscar diversificar sus ahorros para el retiro entre ahorros regulares para el retiro, protección adecuada y acceso al capital, además de buscar diferentes fuentes de apoyo financiero, incluyendo el Estado, la pensión complementaria y los ahorros personales.

«Las familias deberán evaluar el justo equilibrio entre recibir una renta vitalicia regular, aprovechar un capital y beneficiarse de una cobertura de cara a los riesgos futuros, sabiendo que los jubilados enfrentan muchas incertidumbres», comentó Marco Valerio Morelli, director general de Mercer Italia.

«Es fundamental determinar si los sistemas globales de seguridad social tendrán la posibilidad de responder a las necesidades y expectativas de los ciudadanos en las próximas décadas», continuó. «No existe una respuesta única ni perfecta: el mejor sistema es el que ayuda a las personas a mantener el estilo de vida que tenían antes de jubilarse. Los gobiernos, los empresarios, la clase política, la industria de las pensiones deben utilizar todos los medios y políticas a su alcance para garantizar a las personas la dignidad, la confianza y la seguridad financiera».

Datos y posibles mejoras

Islandia logró la puntuación general más alta en el índice (84.7), seguida de cerca por los Países Bajos (84.6) y Dinamarca (82.0). Tailandia obtuvo la puntuación más baja (41.7).

El índice utiliza el promedio ponderado de los subíndices de adecuación, sostenibilidad e integridad. Para cada una de estas macrocategorías, los sistemas de seguridad social que han alcanzado los valores más altos son Islandia en adecuación (85.8) y sostenibilidad (83.8) y Finlandia en integridad (93.3). Los sistemas con las puntuaciones más bajas por macroárea son India en adecuación (37.6), Austria en sostenibilidad (22.7) y Filipinas en integridad (30.0).

En comparación con 2021, México es el país que más posiciones ha ganado en el ranking (del puesto 37 al 29, superando a Italia) gracias a una reforma de pensiones que ha mejorado los beneficios para los ciudadanos modificando la legislación.

También este año la evaluación del sistema de pensiones italiano (32º de 44) no es positiva. No tanto por la adecuación e integridad del sistema, sino sobre todo por la sostenibilidad: en este terreno Italia obtuvo una puntuación de 23.1 sobre 100.

A continuación se muestra una breve comparación de las características de los sistemas de pensiones en Italia y México con base en el informe de Mercer.

Italia

El valor global del índice para el sistema italiano podría incrementarse

  • Aumentando la cobertura de los empleados en los planes de pensiones empresariales y profesionales, aumentando así el nivel de las aportaciones y del patrimonio
  • Continuando a aumentar la tasa de participación en la fuerza de trabajo en edad avanzada en función del aumento de la esperanza de vida
  • Restringiendo la disponibilidad de beneficios antes de la jubilación
  • Reduciendo la deuda pública y el gasto público en pensiones como porcentaje del PIB

El valor global del índice italiano pasó de 53.4 en 2021 a 55.7 en 2022.

México

El valor del índice general del sistema mexicano podría mejorar

  • Aumentando el monto de la pensión pagada a los ancianos más pobres
  • Incrementando la cobertura de pensión para quienes participan en el mercado laboral informal
  • Introduciendo el requisito de que parte del beneficio de jubilación de las pensiones privadas se considere un flujo de ingresos
  • Incrementando el nivel de contribuciones financiadas y, en consecuencia, el nivel de activos a lo largo del tiempo
  • Mejorando los requisitos de gobernanza del sistema privado de pensiones, incluyendo la necesidad de niveles mínimos de financiamiento en los planes de beneficios definidos.
  • Mejorando el nivel de comunicación requerido de parte de los afiliados a los planes de pensiones.

El valor del índice mexicano pasó de 49.0 en 2021 a 56.1 en 2022

Patronato ITAL Messico